”Estamos contando los días para retirarnos de la OEA” Dice canciller de Venezuela

El canciller insistió en que los miembros de la organización están "incumpliendo" con los principios de soberanía venezolana

0
49

El canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, rechazó este lunes que su país “sea el tema central” de la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) e insistió en que su gobierno está “contando los días” para retirarse del organismo.

“Estamos contando los días para retirarnos de esta organización”, dijo el ministro de Exteriores en alusión a la decisión de Venezuela de salir de la OEA, emitida el año pasado y que se hará efectiva en abril del próximo año por motivos procedimentales.

El canciller fue beligerante con la representación de Estados Unidos, en concreto con el secretario de Estado, Mike Pompeo, a quien dijo no querer referirse como “el dueño del circo”, pero al menos sí como “el director ejecutivo de la corporación de países”.

El canciller consideró que la OEA se ha convertido en un organismo unilateral, dirigido por Estados Unidos, en vez de un foro multilateral de las Américas.

Arreaza insistió en que los miembros de la organización están “incumpliendo” con los principios de soberanía venezolana, injiriendo en un asunto interno del país al incluir en el orden del día abordar “la situación en Venezuela”.

El tema de la “la situación de Venezuela” figura en el temario de la Asamblea General, que debe ser aprobado en la primera plenaria por 24 votos, es decir, dos tercios de los 34 países que son miembros activos de la OEA (Cuba pertenece al organismo pero no participa en él desde 1962).

En su turno de réplica a la intervención de Estados Unidos, encabezada por Pompeo en el 48 periodo de sesiones de la Asamblea General, Arreaza reclamó el “reconocimiento de su pueblo” e insistió en que “la agresión contra Venezuela es brutal” desde todos los aspectos, económico, político y mediático.

El canciller culpó a EE UU de orquestar la crisis económica que atraviesa su país, y se preguntó dónde estaba la OEA para evitar y mediar en las manifestaciones violentas ocurridas el año pasado, una violencia de la que también responsabilizó a Estados Unidos.

“Ninguna nación va a poner el pie en territorio venezolano e impedir que el pueblo venezolano pueda ejercer su derecho a la democracia”, insistió Arreaza, en referencia a las numerosas peticiones a la comunidad internacional para que el gobierno de Venezuela permita la entrada de ayuda humanitaria.

Además, el Grupo de Lima tiene previsto presentar una resolución sobre Venezuela en rechazo a las elecciones del 20 de mayo, en las que Nicolás Maduro fue reelegido como presidente, y condenar otros aspectos del gobierno del mandatario venezolano, señalaron a Efe fuentes diplomáticas.

La aprobación de una resolución sobre Venezuela serviría para establecer el criterio de legalidad y legitimidad del continente americano con respecto al gobierno venezolano y, dependiendo de su alcance, podría llevar a cambios en las relaciones diplomáticas, imposición de sanciones y restricción de visados.

Asimismo, EE UU está presionando para conseguir la suspensión de Venezuela de la OEA, la mayor forma de sanción que tiene el organismo y que solo ha aplicado a dos naciones: Honduras, en 2009, después del golpe de Estado que depuso a Manuel Zelaya como presidente; y Cuba tras el triunfo de la Revolución de Fidel Castro, en 1959.

No obstante, se trata de un gesto político en tanto que el país ya está de salida desde abril de 2017.

Comentarios

comentarios